Benjamín Vicuña confiesa su mayor terror como padre: «Con Magnolia, pierdo la cabeza»

Ser padre no es tarea fácil, y menos aún cuando se vive bajo el constante escrutinio público. Benjamin Vicuña, conocido por sus roles en cine y televisión, recientemente habló sobre sus vivencias como padre, reflexionando sobre las complicaciones y las alegrías de la paternidad. Es padre de varios hijos de sus diferentes relaciones con Carolina «Pampita» Ardohain y la China Suárez. El actor ha tenido que lidiar con la realidad de formar un hogar donde cada niño tiene sus necesidades particulares.

En el programa de streaming «Criemos Libres», Vicuña se abrió sobre cómo ve la crianza de sus hijos y el desafío de poner límites. Se mostró humano, admitiendo su lucha constante por mejorar cómo padre.

Benjamin Vicuña frente a la crianza en un mundo moderno

Durante una charla con la influencer Mai Pistiner, Vicuña habló sobre la igualdad en la crianza de sus hijos y cómo ciertas circunstancias lo llevan a ser más sobreprotector con su hija. Esto muestra que los estereotipos de género pueden influir en cómo los padres se preocupan por sus hijos. Vicuña admite que intenta combatir estos sesgos y tratar a sus hijos de manera igualitaria.

Confiesa también las dificultades emocionales que enfrenta para educar a sus hijos. Habló de cómo la crianza puede ser una fuente de estrés y ansiedad, y de la culpa que siente cuando pierde la paciencia.

Los desafíos de establecer límites según Benjamin Vicuña

Para Vicuña, poner límites es uno de los mayores retos de ser padre. En la entrevista, indicó que comprender la individualidad de cada hijo es clave y que debe hacerse siempre desde el amor y la paciencia.

En términos de disciplina, Vicuña menciona que tanto madres como padres deben estar involucrados en esta tarea. Habla de la firmeza necesaria para mantener la disciplina y del desafío que suponen cosas simples como las preferencias alimentarias de sus hijos, enfatizando la importancia de encontrar un consenso familiar.

Compartir estas experiencias, como ha hecho Vicuña, nos invita a reflexionar sobre las diversas perspectivas de la paternidad. Es relevante escuchar cómo aborda asuntos como la igualdad de género en la crianza y cómo manejar families mixtas. La crianza es un proceso de constante aprendizaje y adaptación donde cada experiencia familiar ayuda a sumar al diálogo sobre la paternidad y maternidad.

¿Te identificas con alguna experiencia de Benjamin Vicuña? ¿Qué crees que se puede hacer para apoyar a los padres y madres en su rol parental?

«La paternidad es una decisión diaria», decía el escritor italiano Umberto Eco, y las reflexiones de Benjamin Vicuña sobre cómo criar y poner límites a sus hijos son un claro ejemplo de la complejidad y la belleza de esa decisión. El actor chileno nos invita a reflexionar sobre la igualdad de género desde la infancia y la necesidad de superar viejos esquemas que nos hacen más protectores con nuestras hijas que con nuestros hijos, reconociendo la vulnerabilidad de ambos ante los peligros del mundo. Además, Vicuña subraya la importancia del trabajo constante para ser un mejor padre, destacando que la paternidad es un camino de aprendizaje y adaptación, una búsqueda de equilibrio entre el amor y la imposición de límites necesarios para el desarrollo de los niños. En tiempos de cambios sociales acelerados y debates sobre los roles de género, las palabras de Vicuña resuenan con una pregunta fundamental: ¿cómo estamos educando a las futuras generaciones para construir un mundo más igualitario y respetuoso?

Deja un comentario